"Steady State" del alma

Así se ve enero en el frío


Vuelve, oh alma mía, a tu reposo, porque el Señor te ha hecho bien  (Salmo 116:7)

Tuve un “flashback” de mis clases de química e ingeniería. En química hay algo que se conoce como “steady state”. En términos sencillos es una situación en donde todas las propiedades de un sistema son constantes, la razón de cambio es cero. No puede haber acumulación de energía, masa, etc. El “rate” de flujo en el sistema en ese estado también es constante.

Bueno, todo esto para decir que la mente y el corazón no siempre están  en “steady state”. Un aumento en “flujo” de ansiedad por la anticipación de mis “scans” de seguimiento en estos pasados días; y otro aumento en “flujo” de noticias tristes porque seguí en las redes sociales el deterioro rápido y eventual deceso de otra paciente de cáncer con la que me identificaba plenamente, me dejaron una acumulación de tristeza y ansiedad.

Para volver al “steady state” del alma hay que deshacerse de esa acumulación indeseada con el “flujo”  constante de la Palabra de Dios. Hay tres aseveraciones que intento recordar cada día.

1. Mi mayor problema ya está resuelto. Tengo un Salvador. Dios me ama.

Porque ¿qué aprovechará al hombre si ganare todo el mundo, y perdiere su alma?” Marcos 8:36

Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros.” Romanos 5:8

2. Dios tiene planes y propósitos. No siempre los puedo entender pero siempre puedo confiar en Su fidelidad.

Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos —declara el Señor. Porque como los cielos son más altos que la tierra, así mis caminos son más altos que vuestros caminos, y mis pensamientos más que vuestros pensamientos.” (Isaías 55:8-9)

El Señor cumplirá su propósito en mí; eterna, oh Señor, es tu misericordia; no abandones las obras de tus manos.” (Salmo 138:8)

“...sin embargo, respecto a la promesa de Dios, Abraham no titubeó con incredulidad, sino que se fortaleció en fe, dando gloria a Dios, y estando plenamente convencido de que lo que Dios había prometido, poderoso era también para cumplirlo” (Romanos 4:20-21)

3. El dará gracia para cada momento. Su gracia es suficiente.

Por tanto, acerquémonos con confianza al trono de la gracia para que recibamos misericordia, y hallemos gracia para la ayuda oportuna.” (Hebreos 4:16)

Y me ha dicho: Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, de buena gana me gloriaré más bien en mis debilidades, para que repose sobre mí el poder de Cristo.” (2 Corintios 12:9)

Siempre hay algo que atenta contra el reposo del alma. Siempre hay algo que quiere afectar el “steady state”. Pero qué bueno es recordar y meditar en la Palabra de Dios. Hoy puedo decir con confianza:  “Vuelve, oh alma mía, a tu reposo, porque el Señor te ha hecho bien”.

 

En la cita de mis “scans”.

Ah…tuve buenas noticias en mis “scans”. Sigo respondiendo muy bien al tratamiento, he tenido una mejora significativa en la metástasis del hígado. Dando gracias al Señor por lo que ha hecho y reposando en El.
Becky
All rights reserved. Rebecca Parrilla, January/2016.